¿Por qué se habla cada día más de la fertilidad y de su vínculo con la edad?

Una mujer es fértil desde que tiene su primer periodo, pero su capacidad va disminuyendo con la edad. En el caso de los hombres, también se constata un decrecimiento paulatino de la fertilidad, aunque más tardío y menos acusado.

Por numerosas razones, las mujeres deciden tener sus hijos cada vez más tarde. Así pues, cada día es más normal enfrentarse a dificultades llegado ese momento. Si hace unos años, las Técnicas de Reproducción Asistida eran para unos pocos, hoy éstas son una práctica habitual.

La esterilidad se define como la incapacidad para concebir un embarazo. Puede ser de origen femenino o masculino. Se considera la pareja estéril cuando después de un año de relaciones sexuales no protegidas no se consiguen embarazos. El concepto de esterilidad debe distinguirse del de infertilidad. Se denomina esterilidad primaria a aquella en la que nunca ha habido embarazos y la esterilidad secundaria se refiere a la situación en la que ha habido embarazos previos y después surge la imposibilidad de nuevas gestaciones.

En la infertilidad la mujer consigue gestaciones, pero el embarazo termina en aborto. En síntesis, esterilidad es cuando no se es capaz de conseguir embarazo, e infertilidad cuando a pesar de conseguir el embarazo, éste no es llevado a término. Cabe destacar que en los países anglosajones, el término “infertility” abarca ambos conceptos, lo cual puede crear confusión sobre todo al leer textos traducidos al castellano.

Entre el 10% y el 15% de la población occidental es estéril o infértil.

Según la SEF (Sociedad Española de Fertilidad), el 25% de las parejas consiguen un embarazo en el primer mes de tener relaciones sexuales regulares y no protegidas; el 85% después de 1 año, y el 90% transcurridos 2 años.

Por esa razón, se recomienda realizar el estudio básico de esterilidad tras 1 año de buscar embarazo sin éxito. Dado que el paso del tiempo influye negativamente en la fertilidad de la mujer, si ésta tuviera más de 35 años, la pareja debería acudir cuando transcurriesen 6 meses.

La sociedad del bienestar ha provocado que la edad de la mujer al formar pareja estable aumente, lo cual tiene consecuencias en su futura fertilidad. Actualmente en España, la edad media de la mujer en el primer parto es de 31 años. La esterilidad a los 30 años es 6 veces más alta que a los 20 y vuelve a duplicarse a los 40 años. La fecundidad del hombre disminuye progresivamente a partir de los 50 años, aunque alteraciones en los parámetros del seminograma pueden observarse a partir de los 25 pero con mucha menos trascendencia que en la mujer.

Para determinar la fertilidad, tanto en un hombre como en una mujer, existen diferentes tipos de pruebas o exámenes que van a determinar la calidad y capacidad de sus gametos u órganos sexuales.

En el caso femenino, se elabora una historia clínica estudiando diversos factores influyentes como pueden ser los ciclos menstruales o el consumo de determinados estupefacientes. También se llevan a cabo estudios hormonales, exámenes del útero y exámenes ecográficos para evaluar un posible caso de esterilidad.

En los hombres, se estudia la calidad de los espermatozoides mediante la técnica del seminograma, así como también se puede realizar una biopsia testicular o punción del epidídimo, en la que se analizan los gametos sin contaminar. Otro examen que puede revelar anomalías o lesiones en el cromosoma, explicando así la esterilidad o infertilidad es el cariotipo.

Actualmente es posible combatir la esterilidad mediante diferentes métodos tanto de baja como de alta complejidad. Los primeros, abarcan soluciones como el coito programado, en el que se calculan los días más fértiles de la mujer para que la pareja mantenga relaciones sexuales durante ese período, o la inseminación artificial, es decir la introducción de semen previamente trabajado en el laboratorio, en el útero. En cuanto a los tratamientos de alta complejidad, engloban la FIV, la ISCI, el diagnóstico genético preimplantacional o la ovodonación. En Eugin, podemos determinar qué tratamiento es el más adecuado en cada caso y realizarlo con los mejores profesionales del sector.

¿Tienes alguna pregunta? Consulta a nuestros expertos.

¿Tienes una duda que no puede esperar?

Pide cita con nuestro equipo o pregunta a nuestros expertos.

Pide cita
Pregunta al experto

¿Tienes una duda que no puede esperar?

Pide cita con nuestro equipo o pregunta a nuestros expertos.

Pide cita
Pregunta al experto

Preguntas relacionadas:

En Eugin seguimos a tu lado

TU PRIMERA VISITA MÉDICA DESDE CASA