Motilidad espermática: qué es, causas y tratamientos

Motilidad espermática: significado, análisis de valores, causas y tratamientos

Publicado el 2 marzo 2023|Última actualización el 2 marzo 2023|Sobre Reproducción Asistida.|

La motilidad espermática es la capacidad de los espermatozoides para moverse rápido y en línea recta. Es normal que, en cualquier muestra de semen, haya espermatozoides más lentos, pero si la mayoría de los espermatozoides son lentos y no se mueven de forma adecuada, se dice que existe baja motilidad espermática. Cuando esta capacidad es baja, esto no significa que no pueda fecundar al óvulo, pero sí que puede afectar a la fertilidad masculina.

La motilidad espermática tiene en cuenta la movilidad del espermatozoide, por lo que conviene diferenciarlo del conteo de espermatozoides, aunque estén íntimamente relacionados. Tener un valor bajo de espermatozoides en el semen también puede afectar negativamente a la fertilidad. En definitiva, puede darse una cantidad mínima de espermatozoides para fecundar (oligospermia) con espermatozoides lentos o con motilidad espermática baja y viceversa, o incluso la coincidencia de ambas.

En cualquiera de los casos, si existe un problema de fertilidad, pueden existir otros elementos en juego y hay que estudiar cuáles son, para lo que te recomendamos acudir a especialistas y realizar un estudio de fertilidad masculina. Alrededor de un 25% de los problemas para concebir de una pareja son causados por un defecto en el esperma como causa principal.

¿Qué valores son normales en el análisis de la motilidad espermática?

Si una pareja tiene problemas para concebir, dentro del estudio de fertilidad, se hace un análisis de semen o seminograma, que sigue siendo la prueba estándar para ver la motilidad espermática (en Eugin la tienes incluida en tu primera visita de manera totalmente gratuita). El hombre eyacula en un botecito que se envía al laboratorio para analizarlo (por lo general es conveniente más de una muestra). La muestra es analizada para ver si el comportamiento de los espermatozoides es normal o existe alguna anomalía; cómo se mueven y en qué dirección, y también el PH y el volumen del semen. Si quieres conocer más, te invitamos a leer el siguiente artículo dónde explicamos cómo leer un espermograma.

Las alteraciones en la motilidad del esperma, en la forma o en los parámetros analizados pueden ayudar a valorar la incapacidad de los espermatozoides para fecundar al óvulo. Por eso, dentro de unos valores normales, tenemos en cuenta que, para que los espermatozoides puedan atravesar el moco del cuello del útero, deben tener una motilidad espermática progresiva mínima de unos 25 micrómetros al segundo. Si menos del 30% de la muestra de espermatozoides puede moverse a esa velocidad decimos que existe una astenozoospermia.

Los hombres con una motilidad superior a un 45% y un número normal de espermatozoides no suelen tener problemas de fertilidad. Si la motilidad es del 30% y el recuento total de espermatozoides mayor de 5 millones, se pueden plantear técnicas de reproducción asistida como una inseminación artificial.

¿Cuáles son las causas de la baja motilidad espermática?

Hay muchos factores que pueden afectar a la motilidad de los espermatozoides:

  • Ambientales:
    • Exposición a determinadas toxinas (como los metales pesados estilo plomo o cadmio).
    • Calor excesivo (por ejemplo, por fiebres, por ropa muy ceñida, por trabajar en sitios muy calurosos (cocinas, peluquerías) o usar demasiado saunas o jacuzzis.
    • Tener un trabajo que requiera estar sentado mucho tiempo (taxistas, por ejemplo).
  • Estilo de vida:
    • Tabaco, alcohol o drogas.
    • Tener sobrepeso.
    • Estrés crónico.
  • Lesión, alteraciones anatómicas o infección de los testículos:
    • Criptorquidia (testículos no descendidos).
    • Varicocele (venas muy grandes en el escroto).
    • Cáncer o tratamientos.
    • Desequilibrios hormonales.
    • Intolerancia al gluten.
  • Uso de medicamentos:
    • Esteroides anabolizantes.
  • Anticuerpos antiespermatozoides: es una afección bastante rara, pero existe. El propio cuerpo produce anticuerpos que atacan a los espermatozoides y pueden dañarlos.

Tratamiento y prevención de la motilidad o movilidad espermática baja y la oligospermia

Como vemos, algunas de las causas de baja motilidad espermática se pueden prevenir o corregir cambiando cosas en nuestro estilo de vida. A continuación, veremos algunas de las más recomendadas, así como tratamientos que, además de mejorar la motilidad, pueden ayudar aumentar la cantidad de esperma.

Dieta saludable para aumentar la cantidad de espermatozoides

Hay estudios que demuestran que las dietas con mucha carne procesada (salami, salchichas) o con grasas trans (como los dulces industriales o las pizzas congeladas) influyen en el recuento de espermatozoides. También se ha visto en productos de soja (que es rica en fitoestrógeno, un compuesto similar al estrógeno, hormona femenina) y en los derivados lácteos ricos en grasa (se cree que por los esteroides que se administran a las vacas).

Se recomienda aumentar la ingesta de pescado azul, rico en ácidos grasos omega-3 (atún, caballa, salmón, pez espada, trucha) así como la de fruta y verduras frescas, que al ser ricos en vitaminas y antioxidantes pueden proteger a las células del cuerpo de muchos daños y favorecer el conteo de espermatozoides. También es recomendable tener una dieta en la que abunden los cereales integrales y los frutos secos. Si a estos hábitos saludables añadimos el ejercicio habitual, los resultados pueden ser mejores.

Evitar el consumo de tabaco, alcohol y otras drogas

Fumar es la peor idea que puedes tener si quieres tener hijos. No solo está relacionado con una muestra pobre de espermatozoides en el seminograma sino con un montón de alteraciones en el ADN que pueden afectar a los espermatozoides. Y eso puede conllevar abortos y problemas de concepción.

Los expertos recomiendan dejar de fumar al menos tres meses antes de empezar a concebir, para que el semen no tenga rastros de tabaco y mejore la calidad del esperma.

Suplementos

Hay determinados suplementos que, por sus efectos, son considerados útiles en este tema, como son la L-carnitina, la coenzima Q10 o las vitaminas A, E, C o D.

Tratamiento médico y quirúrgico

Incluso si las causas de que el contaje de espermatozoides o la motilidad espermática estén alterados escapan a tu control, existen alternativas como los tratamientos que te mostramos a continuación para ayudarte a cumplir tu sueño de ser padre.

  • Inseminación artificial conyugal: tratamiento ideal para hombres con oligospermia leve y motilidad algo disminuida . La inseminación puede tener éxito y suele ser el primer paso antes de intentar una fecundación in vitro. Consiste en depositar el semen en el útero de la mujer lo más cercano a la zona de concepción usando un tubo flexible y delgado. Es un procedimiento indoloro que acorta la distancia que tienen que recorrer los espermatozoides.
  • Fecundación in vitro con semen de la pareja: Es el tratamiento más indicado cuando los parámetros del seminograma están muy alterados. Es el tratamiento que ofrece una mayor tasa de éxito. En este caso, se extrae el óvulo para hacer la fecundación fuera del útero para luego implantar embriones sanos en el útero.

De cualquier forma, si tienes dudas sobre fertilidad (tanto masculina como femenina), no dudes en consultarnos. En Eugin te acompañamos a lo largo de todo el camino para ayudarte a ti y a tu pareja, ofreciendo soluciones ajustadas a las necesidades de los futuros papás.

 

SOLICITAR VIDEOCONFERENCIA

¿Quieres más información?

Elige tu clínica

Madrid Barcelona
✓ Válido

* Para procesar tu solicitud correctamente, todos estos campos deben ser rellenados.

En Eugin nos tomamos muy en serio tu privacidad, y por supuesto, el estricto cumplimiento de la Ley de Protección de Datos. La información tan sólo se utiliza en el contexto de tu tratamiento. Nuestro sistema informático cuenta los protocolos de encriptación más seguros, y cumple con la exigente norma ISO/IEC 27001:2013.